Periodismo independiente para la promoción y defensa de los Derechos Humanos, la Democracia y la Paz
 




Publicado el 02 de febrero de 2015

En Norte de Santander inhabilitados en la Cámara y a la Gobernación

El gobernador y secretario de Infraestructura del pasado periodo están inhabilitados para ocupar cargos públicos, sin embargo uno es parlamentario y otro  aspira a repetir gobernación.

La crisis corrupta de la política en Colombia lleva a pasajes increíbles, hasta el punto en que algunos dirigentes sancionados e inhabilitados por los entes de control, desafían la legislación y se hacen elegir para cargos por nacionales y regionales.

Ese es el caso del departamento Norte de Santander, donde la pasada administración ha sido cuestionada por la presunta ola corrupta que la cubrió a lo largo de sus cuatro años, que ha sido objeto de investigación por la Procuraduría y Fiscalía General de la Nación, así como por la Contraloría General de la República. Incluso, el gobernador fue separado del cargo cuando finalizaba su gestión, por el manejo irregular de los recursos enviados a esa región por el Fondo Nacional de Calamidades para reconstruir el puente de Puerto León después la ola invernal 2010-2011. Junto con el gobernador, su secretario de Infraestructura fue cuestionado e incluso sancionado por el mismo hecho.

Pese a la sanción impuesta el 21 de octubre de 2014 por la Contraloría, que los inhabilita para ocupar cargos públicos, el exgobernador William Villamizar Laguado y su exsecretario de Infraestructura Wilmer Carrillo Mendoza, permanecen vigentes en la política activa del departamento. Incluso Carrillo Mendoza, con el apoyo de Villamizar Laguado, hoy es Representante a la Cámara por el partido Conservador de Norte de Santander, mientras que William Villamizar aspira a regresar al cargo de gobernador departamental por parte del grupo Unidad Nacional.

SANCIONADOS E INHABILITADOS

Sobre ambos personajes (Villamizar Laguado y Carrillo Mendoza) pesa una sanción e inhabilidad para contratar con el Estado y para ocupar cargos públicos durante cinco años a partir del 21 de octubre de 2014, luego de surtida la primera instancia por parte de la Contraloría Delegada de Cundinamarca, confirmada en segunda instancia por el despacho de la entonces contralora Sandra Morelli.

La Contraloría General de la República en su sanción responsabilizó por $274’000.000 contra el exgobernador de Norte de Santander, William Villamizar Laguado y su secretario de Infraestructura Wilmer Carrillo Mendoza, por el detrimento que provocó un convenio de asociación que suscribió la Gobernación para adelantar el proyecto de reconstrucción del Puente Puerto León, afectado por la ola invernal 2010-2011. (Hasta el momento no han pagado).

La sanción se fundamentó en una actuación fiscal antieconómica del exmandatario, como gestor fiscal en la suscripción del Convenio de Asociación Nº 00177 de 2011, con ASOCARBÓN, organización sin ánimo de lucro integrada por los productores legales de carbón de dicho departamento, que no debía percibir una administración (Componente del AIU) por realizar intermediación en la ejecución de la obras.

El ente de control consideró que la Gobernación de Norte de Santander debió contratar de manera directa las obras con un contratista de obra.

Así mismo, la Contraloría encontró un detrimento en la inclusión de un ítem no previsto, contentivo en el acta de aprobación de precios unitarios no previstos Nº 01 de del 03 de octubre de 2011.

También fue sancionado con responsabilidad fiscal a Wilmer Carrillo Mendoza, Secretario de Infraestructura del departamento de Norte de Santander para la época de los hechos, por la estructuración precontractual de la ejecución de las obras ubicadas en Puente Puerto León, que conllevó a la gestión fiscal antieconómica por suscripción del convenio de asociación suscrito con ASOCARBÓN. (Hasta el momento no han pagado).

La Procuraduría General de la Nación avaló las sanciones aplicadas por la Contraloría General de la República contra William Villamizar y Wilmer Carrillo.

El ex gobernador fue suspendido de su cargo a mediados de diciembre de 2011, por solicitud de la Contraloría General de la República relacionada con los hallazgos relativos al manejo de los recursos del Fondo Nacional de Calamidades para el proyecto de reconstrucción del Puente Puerto León.

Esta pareja de exfuncionarios departamentales del partido Conservador en Norte de Santander, ha contginuado su labor política pese a las sanciones que sobre ellos pesan. (Ver información)

OTRAS INVESTIGACIONES

Esta misma pareja de exfuncionarios departamentales, también tiene otras investigaciones por la Procuraduría y Fiscalía General de la Nación, así como por la Contraloría General de la República por presuntos hechos irregulares donde al, parecer, hubo detrimento patrimonial en la pavimentación de la carretera La San Juana-Bucarasica y en la contratación de bancos de maquinaria en plena época invernal.

LEA TAMBIÉN:

En Norte de Santander, más de $6.000’000.000 despilfarrados en maquinaria alquilada

Contraloría investiga a exgobernador de Norte de Santander

Exgobernador de Norte de Santander ante la justicia


El Periódico Portada no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad directa del usuario que los escribe.
El Periódico Portada se reserva el derecho a eliminar aquellos que agredan a otras personas, utilicen un lenguaje vulgar, o sean comentarios sobre publicidad de cualquier tipo.