Puerto Berrío: cementerio de desaparecidos

Ahora que se ha desatado un estado de alerta por el hallazgo de un cementerio, donde al parecer, los paramilitares y militares enterraban sus víctimas, bien sería bueno que la JEP volteara sus ojos hacia este municipio antioqueño, escenario de una de las violentas arremetidas del paramilitarismo en Colombia, con un alto resultado de asesinados enterrados como NN.

Después de todo lo ocurrido en décadas pasadas, donde bandas de delincuentes armados aliados con batallones militares, policía, y el extinto DAS, asesinaron y desaparecieron a miles y miles de colombianos porque no estaban acordes con sus andanzas de derecha, comienza a conocerse verdades, no sobre el accionar de esos grupos, sino los sitios donde eran enterradas sus víctimas.

Uno de esos municipios, donde inició el accionar paramilitar, fue Puerto Berrío, ubicado a la margen izquierda sobre el río Magdalena, en jurisdicción del departamento de Antioquia. Allí, en la década de los 80, era fácil ver como flotaban cadáveres en las aguas de la principal arteria fluvial del país, cuerpos que procedían de Puerto Boyacá y sectores aledaños donde había una fuerte injerencia paramilitar.

En Puerto Berrío, los ‘cadáveres flotantes’ eran recogidos por pesadores y llevados al cementerio municipal donde eran sepultados en bóvedas, con nombres imaginarios, que luego el mismo pueblo los convirtió en milagrosos.

Un recuerdo de “derrame” de sangre humana a lo largo de esa zona del Magdalena Medio, se puede leer con detalles en el portal “Rutas del Conflicto” donde hacen un amplio recuento de lo que fue esa violencia, patrocinada por las autoridades acantonadas en la región. Con el título NINGÚN NOMBRE se hace un recuento del pasado cercano de Puerto Berrío con los desaparecidos NN.

¿OTRO CEMENTERIO DE VÍCTIMAS DE PARAMILITARES?

Hoy con los hallazgos de cementerios donde los militares sepultaban los llamados falsos positivos, bien podría decirse que sería bueno que la Justicia Especial para la Paz -JEP- voltee su mirada hacia Puerto Berrio, porque así como dicen haber encontrado cuerpos de desaparecidos en los cementerios santandereanos de Barrancabermeja, San Vicente de Chucurí, Lebrija, y Cimitarra, (este último municipio muy cercano a Puerto Berrío) nada de raro tiene que la JEP encontrase otro nicho de impunidad en el cementerio de ese municipio antioqueño, al igual que el que podría encontrar en el corregimiento San Rafael de Lebrija, ubicado en el Bajo Rionegro (Municipio de Rionegro -Santander-), que fue centro de operaciones del Frente paramilitar que comandó Guillermo Cristancho Acosta, alias ‘Camilo Morantes’, un “hombre tan sanguinario y demente”, como en su momento lo describió Rodrigo Pérez Alzate alias ‘Julián Bolívar’, comandante militar del Bloque Central Bolívar -BCB- de los paramilitares. .